LA CEGUERA

Mauro Gonzalez Quarti


La apacible ceguera humana
No es mas que el social eclipse
Que acallados espectros
Mocionan entre susurros perversos.
Aunque el siguiente abismo
Se entrevere con lo inusual
El dominio mismo
de nuestra ceguera
alcanzará la legión,
de innumerables corceles alados,
trovadores alocados,
ingeniosos olvidados
y martilladores inagotables,
de cabezas que se funden
en cada traición
a sus propios instintos.
La ceguera no daña
Sino la determinación
De no penetrar en cada rincón
Vejado por el olvido,
Observando lo prohibido,
Encallando distraído
Por no perder un mundo retraído.
La ceguera arde en los ojos
Y vive en la mente.



PERECER DESNUDO

Mauro González Quarti


Un relato delicado
como brisa que desgarra
la natura de tu cuerpo
Que desnudo aun me habla.

Permisivo, dialogo ardiente
acantilado en tu híbrida boca
la colmena de tu vientre apasionado
una esencia,
que melosa me enamora

He aquí,
dormido y acongojado
dispuesto a servirme en celo
Expuesto en desiertos vanos.

Lejanía en un perecer agnóstico
de cultivos vibrando al deseo
imantado en tu peregrino vivir
Maniatado de tu profundo sentir.

 

Logo3.jpg (1650 bytes)

Artesanos - Escritores - Escultores - Fotógrafos - Pintores - Misceláneas - Parvulario - Graffiti  

Villa Sabina - Gacetilla - Libro de Visitas - Concursos y Eventos - Enlaces - Contáctenos

Ediciones Anteriores:
Artesanos - Escritores - Escultores - Fotógrafos - Pintores - Misceláneas - Parvulario

Copyright © 2000/2007 cayomecenas.com - Todos los derechos reservados.